h1

La obra de Don Orione

23 March, 2007

Este post de Eduardo me trajo a la memoria muchas de las vivencias que tuve en contacto con la Obra de Don Orione. Desde chiquito cuando conoci al Padre Sabattini, y luego con los padres Martín y Luciano (con quien armamos junto a otras personas los apadrinazgos para chicos de Filipinas, donde él hacía su misión).

La Pequeña Obra de la Divina Providencia, que acá en Argentina tiene su central en el Cottolengo de Claypole es una obra majestuosa con que cuenta la Iglesia en Argentina (país que Don Orione quizo especialmente).

Desde este link se puede entrar a ver la Obra de los orionitas y aquel que puede también colaborar de las mas diversas formas.

9 comments

  1. Rome o alguno de tus lectores: ¿Conocen las profecías de Don Orione para la Argentina? Tengo todas referencias de segunda o tercera mano (incompletas y a veces contradictorias), pero ninguna fuente directa.


  2. Rome, contate algunas cosas de las que viviste con la Obra. ¿Cómo trabajan con los discapacitados? ¿de qué viven? Por lo que me han contado los que han ido al cotolengo en Claypole es muy fuerte lo que se siente cuándo estás ahí.
    Te encontrás con mucha demanda de amor de parte de los que están internados, y en algunos casos con gente que está bastante rota.
    No sé, son cosas que me han contado. Cuente ud. ahora.
    Abrazo,


  3. De las veces que estuve en el Cottolengo saque la conclusion de que allí no viven “sacerdotes, religiosos y laicos” ayudando a discapacitados, sino que todos forman una gran comunidad, en donde todos dan y reciben, cada uno a su manera y desde sus posibilidades. Ver a todos caminando por esa gran ciudad, o trabajando en la cocina, o al coro de hermanitas ciegas o esas misas (muuuy alegres) donde entre medio algunos de los internados van y vienen y se siente un gran respeto. Todas esas cosas mueven mucho el corazon. Tambien estuve bastante en contacto con Luciano, un sacerdote de mi edad que estuvo viviendo varios años en Filipinas. Vivia en una parroquia que estaba emplazada en un barrio que vivia de un basural. Son muchas las cosas que el nos transmitia de su obra y de la gran obra de los orionitas alli.
    Tambien me toco muy de cerca ver que hay pabellones exclusivos donde estan las personas que por diversas razonen nada pueden hacer por si mismas. Y tienen acompañantes continuos que los ayudan. Muy fuerte por cierto.
    Otro tema que me impresiono mucho cuando me decian que varias veces por la mañana se encontraban con bebes abandonados en la puerta. El Cottolengo recibe a todos. Tienen una gran confianza en la providencia y es por eso que uno no sabe porque extraña razon siempre aparecen donaciones y demas que hacen que todo siga andando.


  4. Cuña, esto que corté de lo que escribiste es una definición bastante cercana a como pensaría yo el mundo: “…todos forman una gran comunidad, en donde todos dan y reciben, cada uno a su manera y desde sus posibilidades.”
    Abrazo,


  5. Bueno, sí, la definición es similar a las que podríamos aplicar a varias comunidades. En lo personal, a varias comunidades monásticas que conozco.
    Pero lo que dice Rome es cierto. Tuve oportunidad de conocer la Obra y es impresionante, no sólo la labor, sino también el espíritu que los anima (o debería escribir el “Espíritu”?).
    Por lo poco que conversé con ellos, de lo material, tarde o temprano, se encarga la Providencia. Lo que necesitan son manos y corazones que den su tiempo. Y eso, ya es otra historia …


  6. CyF:

    La verdad que no conozco de esas profecias.

    Abrazo,
    Rome


  7. Milkus, creo que todos deberiamos buscar vivir de esa manera, que en definitiva, aunque no es para nada fácil, es vivir con amor para con la gente.
    Y confiar en la Providencia no sería más que saber que al estar rodeado de gente que vive con amor, más tarde o más temprano vamos a encontrarnos con alguién que nos ayude en eso en lo que no andamos bién, sea material o espiritual.
    Y con esto no es que sacó al Tata, yo creo que donde haya un acto de amor está Dios.
    Abrazo,


  8. […] material no he tenido tiempo de nada, no podía dejar pasar la oportunidad de hacer referencia a esta entrada de Rome, y a otro medio concreto para dar una mano a quienes ayudan a […]


  9. ¡Hola! ¿Qué tal? Soy periodista de una importante agencia de noticias y nos ha llegado una alarmante profecía a nuestra redacción. Por su naturaleza, es obvio que no podemos publicar semejante información, más teniendo en cuenta el contenido de la misma. Aparentemente, es una profecía referida a la Argentina. A su vez, no queda claro de quién es la autoría de la misma. Algunos van desde el Cardenal Bergoglio, pasando por un rapto de misticismo de la política Carrió hasta llegar a decir que corresponde a algo escrito por Solari Parravicini.
    La profecía es inquietante. Por favor, no dejes de leerla y pasarla a todos tus contactos por el bien de nuestra Nación. Ha recorrido ya medio país. Ojalá se difunda en todos lados y evitemos lo que se anuncia por el bien de todos. ¡Que Dios te ilumine!

    La muerte del dictador: Una profecía inquietante

    Escribo esto porque estoy angustiado, mejor dicho, aterrorizado. Simplemente no hay palabras para describir lo que siento. Desde hace varios meses, noche tras noche, tengo lo que yo llamo la misma visión. Si bien no podría explicar la diferencia no es un sueño común, ordinario… Es tan vívido, tan shockeante, que temo despertar con manchas de sangre en mi cuerpo, así de espantoso es. Es por eso que necesito dejarlo asentado, para que no me tomen por loco. Pero, además, para que la culpa no carcoma mi conciencia. De que no digan que no advertí de lo que estaba por suceder en las narices de todos y nadie, sin embargo, quiso ver.
    Como cada noche, no bien me duermo, la visión se apodera de mí y me encuentro, de repente, en una gran plaza extrañamente familiar. Cuando de pronto, lo que comienza como un tenue murmullo alrededor mío se transforma en un estruendo infernal de miles que gritan y luchan entre sí. Hasta ahí todo es agobiante para mí que no entiendo qué hago ahí. Es entonces, como si no me hubiese percatado antes, cuando oigo nítidos disparos de armas de fuego entre la multitud. Mientras varios caen heridos fatalmente, la multitud se dispersa y alcanzo a ver lo que jamás imaginé. ¡En los postes de alumbrado público veo a personas ajusticiadas colgando de los mismos!
    En mi desesperación, necesito hablar con alguien pero es como que nadie nota mi presencia. Es angustiante. Escucho decir que “se hizo justicia por mano propia”. Que los que cuelgan son los más genuflexos del séquito que se olvidaron de la gente. “Por suerte la Reina pudo escapar”, dice alguien por ahí como con tristeza, “le correspondía el mismo lugar que al Dictador” y señala con el dedo. Es ahí cuando advierto la extraña fascinación que ejerce en la masa uno de los colgados. Si bien está irreconocible por la sangre y los magullones, puedo distinguir con dificultad los rasgos del Dictador que gobernaba en las sombras y que sólo recién ahora refleja paz en su rostro inerte.
    En ese momento la “película mental” se detiene y una voz sin sonido en mi conciencia me dice que “todo esto es necesario que acontezca para abrir las puertas del Amor y la Paz no sólo a nuestro pueblo sino al mundo. Que cuando se fomenta la división y el odio, se recibe, más temprano que tarde, lo mismo que sembramos. Que las cicatrices que llevamos como nación harán que seamos más humildes y que nos convirtamos en un faro de luz en el mundo ante los hechos que se avecinan”… De ese modo, cada vez que finaliza la visión, me despierto en las mañanas empapado en un sudor frío, temblando. ¡Es como si hubiese estado allí! Trato de convencerme a mí mismo diciendo que es sólo un sueño, nada más; pero cuando prendo el televisor y veo a la Reina y al Dictador hablando y gesticulando ajenos a la realidad que los circunda, la piel se me eriza…



Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: