h1

Post Alquilado VII

26 October, 2011

Espacio cedido por Rome Blog al compañero Javier Blanco

—-

Hoy somos un montón. Pero no siempre fue así.

Durante el 2007 el monopolio mediático y sus socios de las organizaciones agrarias prepararon el terreno para el golpe de estado iniciado en marzo del 2008 más conocido como “la crisis de la 125” o también bajo el eufemístico “crisis del campo”. Los medios hegemónicos transformados en voceros de los sectores agrarios dominantes agrupados en la Mesa de Enlace se dedicaron a reproducir el malestar que les producía medidas del por entonces gobierno de Néstor Kirchner.

El precio de la carne fue un eje de conflicto permanente que esos medios no dejaron de resaltar siempre responsabilizando al gobierno por la falta de acuerdo. Un par de paros de algunas de las entidades fueron bien publicitados y comenzó a instalarse la entelequia “el campo”. A fines de ese año y ya elegida la presidenta Cristina, estos medios depuraron sus planteles, ya de por si bastante diezmados de opiniones distintas a las de sus editoriales, de sus integrantes más díscolos a fin de homogeneizar su discurso y hacerlo funcional a la acción que sobrevendría en breve. Fue así que algunos pocos disidentes que quedaban, como Alejandro Apo y Orlando Barone en Continental o Jorge Halperín y Carlos Barragán en radio Mitre, entre los que recuerdo, fueron echados o levantados sus programas. En esos tiempos, voces que hoy habitan espacios afines al kirchnerismo, estaban en la vereda de enfrente y sino enfrente al menos no estaban en esta. Son los casos de Victor Hugo, Aliverti o Sietecase. Ya con la seguridad de haber minimizado la posibilidad de que se escuchase el relato del gobierno y con la protección que les daba la segura imposición del discurso campero es que se gestó y ejecutó el paro de las entidades agrarias que tenía como finalidad lisa y llana la destitución de la Presidenta.

La acción desestabilizadora comenzó el 11 de marzo y se extendió hasta el 18 de julio del 2008 y si la misma finalmente fracasó fue por la resistencia que ejercieron un puñado de patriotas que sostuvieron a la Presidenta y que posibilitaron todo lo que vino después. El triunfo del 23 de octubre pasado no hubiera existido, la alegría y felicidad que ahora sentimos no sería posible de no ser por la lealtad mostrada por unos pocos durante aquellas jornadas.

En los medios solo Radio Nacional y Canal 7 daban los discursos de Cristina que por esos días se hicieron asiduos pero que los medios privados ignoraban olímpicamente. Los públicos, con la poca audiencia de la que disponían, hicieron lo que pudieron para confrontar el relato golpista.

El 25 de Marzo la Mesa de Enlace decretó el paro por tiempo indeterminado y por la noche y luego de un discurso de la Presidenta condenando el paro, hubo cacerolazos en Capital Federal y en las ciudades más grandes del Interior. En Capital los caceroleros intentaron concentrarse en Plaza de Mayo pero se los impidió la rápida y decidida reacción de un innombrable para los de corazón más sensible nuestros y ajenos: Luis D’Elia, que junto con Emilio Pérsico movilizaron sus huestes y salieron a disputarle la calle a la rebelión.

En esos días de diáspora del FPV en el que gobernadores y legisladores elegidos junto a Cristina se pasaban al bando de los terratenientes hubo otros, algunos, que con lealtad permanecieron a su lado. El primero, uno que a nadie hubiera sorprendido que siguiera el camino de la traición, porque no era ni fue nunca uno de los nuestros, porque su identificación de clase estaba del otro lado, porque ha poco de andar Néstor lo mando al freezer durante un año por proponer medidas que Néstor resistía, porque en los 90`s era liberal, sin embargo Scioli se mantuvo inconmovible, aún ante el apremio incesante de sus antiguos aliados que recurrieron a todo tipo de estratagemas para cooptarlo. Y como si esto fuera poco, un año después se anoto primero en las candidaturas testimoniales. Este domingo a la noche, en su discurso de agradecimiento luego del triunfo, habló de lealtad y la verdad que es uno de los que con más autoridad puede hablar de ello.

La formación de Carta Abierta marca un hecho inédito en nuestra historia: la adhesión de la intelectualidad argentina, o una gran parte de ella, o al menos la mejor parte de ella, a una causa nacional y popular. Como si hubiera aprendido de anteriores errores. Del ’55. De su alineamiento permanente a las oligarquías. Rápidamente se apresuro a denunciar el carácter destituyente del paro agrario y con esto descubrió, para siempre, el plan inconfesable de esos sectores.

Sabbatella, Heller, Raimundi son los destacados de la resistencia dentro de los no peronistas. Se pasearon por los estudios de cuanto medio los invitara defendiendo a su aliado, atando su suerte a la de él y a la de todos nosotros.

El siempre sospechado, siempre observado, siempre cuestionado Hugo Moyano alineó firmemente a la CGT con el gobierno nacional. Y en esos tiempos no era poco. Daba mucha tranquilidad despertarse cada día, de esos días, sabiendo que la CGT estaba de nuestro lado.

Y todos estos luchadores coordinados por el genial estratega, el magnífico conductor, ese monstruo político de inteligencia y sagacidad inigualable que fue nuestro querido Néstor. Recuerdo perfectamente las dudas que me generó, a mi y a muchos otros, el abandono de la transversalidad que representó el asumir la presidencia del PJ. Esa jugada, digna de un ajedrecista que anticipa varias, nos dio un arma fundamental cuando la asonada destituyente llegó. El PJ, presidido por él, se mantuvo junto al gobierno cuando muchos transversales, empezando por el vicepresidente de la Nación, traicionaron a la Presidenta, a la Patria y al mandato popular.

Y por supuesto, Cristina. Con su oratoria, con su claridad, con su vocación democrática, con su tolerancia, con su convicción, con su razón iluminó cada uno de esos días y terminó haciendo retroceder a la sublevación. Haciéndola cejar en sus intenciones. Porque eso fue lo que paso. El fin de la operación de derrocamiento no fue el voto no positivo, eso tan solo les dio la posibilidad de una salida honorable para una acción que ya habían hecho fracasar las fuerzas populares.

En esta no tan larga lista de reconocimientos para los que hicieron posible atravesar el momento más duro de estos 8 años de restitución de derechos deben incluirse los miles de anónimos que daban la pelea en desventaja, entre sus familiares, sus amigos, pagando el precio de la incomprensión, de la intolerancia de aquellos a los que más querían. Y de esa lista quisiera sacar del anonimato al blog Rome que con inclaudicable convicción y en casi completa soledad contestó argumentos y agravios por igual. Rome, sentite artífice del triunfo, te lo mereces !!!!.

Ahora comienza una nueva etapa. Una con oscuros nubarrones en el horizonte, presagio de una nueva crisis del capitalismo. Las economías de los países centrales se caen irremediablemente y como todos los imperios querrán arrastrar al resto del planeta en su caída. Nosotros procuraremos que no lo logren. Que no solucionen su decadencia traspasándola a nosotros como tantas veces.

Esta vez, encontraran a la mayoría de los argentinos unidos. Esta vez, somos un montón.

Javier Blanco

5 comments

  1. Javier: lindo relato para los chicos del colegio. Relatáme ahora: cómo es que tenemos 25% de inflación anual (único caso en América después de Venezuela), importamos energía, el BCRA tiene como mucho 22 o 25 mil millones para soportar una corrida bancaria, se escaparon al exterior 72 mil millones de dólares desde el 2003, se sojizó todo el campo, el mecánico de la esquina de mi casa cerró porque no tiene trabajo y el gomero me contó que vende menos que hace dos años. Por supuesto: le aumentó el alquiler (y todos los alimentos que consume el y su familia). Cómo encaja esta realidad en el mundo idílico del relato K?


  2. Javier
    Has hecho un excelente análisis que comparto y disfruto. Por su claridad, por su profundidad y por la profunda elaboración histórica de los hechos. Esta elaboración permite una mirada que arrancando desde años atras nos proyecta hacia el futuro.
    Pero claro, hay gente que tiene una mirada cortita. Paciencia.
    Stella


  3. Javier:

    no confundas el voto con apoyo en las buenas y en las malas.

    El apoyo popular de TODAS las clases sociales es indiscutible. Si se viene el otoño, merma pero sigue. Si viene el invierno, se va todo al cuerno.

    Hablo sólo del bolsillo, que es lo único que le importa a los argentinos.

    Vas a ver que si se viene el invierno a la gente le va a importar un rábano de los milicos presos o del matrimonio gay.


  4. Puede que tengas razón. Pero tengo la ilusión de que aún cuando le quiten el apoyo a CFK y gane otro, los escalones los subimos y hay derechos que no vamos a dejarnos sacar tan fácil. Gobierne quien gobierne.


  5. Yo creo justamente lo contrario. Me parece que ese núcleo duro al que alude Javier que bancaron en las malas (los K desconocidos o anónimos) está convencido y apoya el “modelo”. El resto come y disfruta. Mientras todo vaya bien para el bolsillo apoya. Pero no es el grupo de la primera hora.



Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: